Una sonrisa curativa

En este mundo tan conmocionado debemos estar atentos a los pequeños detalles que nos pueden hacer felices, de esa manera transmitir alegría a nuestro alrededor…

149

El buen humor en los seres humanos es algo muy especial, resulta siempre de algo inesperado y espontáneo que surge desde muy adentro de sí mismos.

En este mundo tan conmocionado debemos estar atentos a los pequeños detalles que nos pueden hacer felices, de esa manera transmitir alegría a nuestro alrededor.

Si todo fuera alegría en este mundo ¿cómo podríamos detectar la felicidad? Por eso los momentos tristes  también los debemos aceptar como parte de un proceso de reconocer la alegría.  Una persona sonriente transmite alegría a todos los que le rodean y contagia de buena energía el sitio donde se encuentre. La prueba más grande, es que si usted llega a un lugar con una amplia sonrisa y saluda, a lo mejor la otra persona responde de la misma manera. Son muchas las personas que permanecen en un mundo oscuro, con mucha amargura en el corazón, a veces por las circunstancias. La risa es un elemento que puede ayudar a sacar de la tristeza a quienes lo necesitan. 

A pesar de que tengamos problemas, debemos tratar de mantener una sonrisa en nuestro rostro que sea el aliciente para aquellos que viven en la amargura y ponerlo como objetivo en la rutina diaria.

Otro propósito puede ser compartir los diferentes momentos con personas agradables y  tratar que durante el día en el ambiente solo transmita alegría.

Se ha comprobado científicamente, que quien ríe frecuentemente, tiene menos posibilidad de enfermarse o contagiarse de virus, pues su sistema inmunológico se hace fuerte con el continuo ejercicio de la risa y el buen humor, se fortalecen todos los órganos internos y externos del cuerpo humano, llegando a ser curativo y preventivo para las  enfermedades cardiacas por ejemplo, baja la tensión arterial, sube los niveles de endorfina (analgésicos naturales del organismo)

Este ejercicio beneficia la flexibilidad muscular y estimula el funcionamiento del cerebro facilitando el aprendizaje en todos sus aspectos, no solo en los jóvenes sino también en las personas adultas. 

En muchos lugares en donde se trabaja con ejercicios para beneficio de la salud, se ha puesto como prioridad la práctica de la risa además de ser contagiosa es agradable para quienes lo realizan y salen de sus ejercicios completamente renovados y más sanos. No solo se debe hacer en estos lugares, los padres de familia en sus hogares con sus hijos pueden programar como rutina ver películas que causen risa, que propicien un ambiente de relajación y de compartir momentos agradables, jugar con sus hijos a la risa. Esto además de ser saludable mantiene un ambiente de armonía.

Esta es una invitación, para que mis amigos lectores empiecen un nuevo día, con una sonrisa en los labios, agradeciéndole a la naturaleza por poderlo hacer y minimizando en el día las circunstancias difíciles, con positivismo  e irradiando algo de felicidad en el rostro ya que no hay nada más delicioso que reírse con ganas.

Documento curado por Clamarz

facebook: https://www.facebook.com/claudiamaria.gonzalezmonsalve?fref=ts

Imagen de White77 en Pixabay

Imagen de Poison_Ivy en Pixabay