Pensamientos Rosur – # 064 —

0
16

Tu presencia es divina, por eso los que te aman, necesitan no sólo escucharte, sino también verte. Tu estar produce milagros, el sentir tu abrazo y tu mano impregnada de energía divina, haces prodigios con tu presencia constante.

Quieren apreciarte quienes añoran tu figura, que llena de poder los corazones vacios, de alegría las miradas ausentes, de fuerza interior aquellos que están sin ninguna esperanza.

¡Ven, corre a verlos a aquellos que te aman, no esperes más, diles que su afecto es retribuído: como la rosa adora el rayo de luz que la baña cáda mañana, en el despertar magnificente de la melodía de la creación!

Rosur.